El árbol de las orquídeas o bauhinia rosa

La primera vez que vimos en Sevilla una bauhinia rosa fue a finales de los años ochenta en el barrio de Bami; entonces solicitamos permiso para recolectar sus semillas y, una vez que los arbolitos alcanzaron cierto porte, los fuimos plantando en las zonas ajardinadas de la barriada Nuestra Señora de la Oliva. Poco a poco se ha ido introduciendo en nuestra ciudad, y es una delicia contemplar su floración en la glorieta del Cid Campeador. El nombre científico de este árbol es Bauhinia variegata L. y pertenece a la familia de las Leguminosas; el género Bahuinia está dedicado a los hermanos Bauhin, botánicos suizos, y el atributo específico variegata a los variados colores de sus flores. Es originario de Asia, concretamente de las zonas tropicales de la India y de Birmania (actualmente Myanmar); en este último país, los budistas lo veneran como especie sagrada. Su porte es medianito, pues no suele superar los 10 metros de altura. Su copa es irregular, formada por ramas zigzagueantes y con algunas espinas; el tronco, erecto y delgado, tiene la corteza lisa y de color grisáceo, con leves hendiduras verticales. Su madera es de tonos rojizos oscuros y posee la peculiaridad de que es muy pesada y dura.

Sus hojas son simples, alternas, con un pecíolo que mide entre 3 y 4 cm de longitud y con un limbo de entre 6 y 12 cm de diámetro, limbo que tiene la nerviación muy señalada y además es bilobado, es decir, que tiene una hendidura que a veces llega hasta la mitad de la hoja y que la divide en dos lóbulos, dándole la forma de una pezuña, motivo por el cual el árbol de las orquídeas también se conoce como “pata de vaca”. Estas hojas son semipersistentes, o tal vez podríamos decir que son brevemente caducas, esto es, que las ramas permanecen desnudas poco tiempo.

Sus flores podrían compararse con las maravillosas orquídeas y suelen aparecer antes de la foliación, en pequeños racimos situados en los extremos de las ramas viejas. Sus  cinco pétalos oscilan entre los colores lila, blancuzco e incluso rosa intenso; uno de los pétalos presenta arabescos dibujos de color púrpura oscuro. Cada flor dispone de cinco estambres fértiles y arqueados de desigual longitud. En Sevilla la floración de la bahuinia rosa tiene lugar desde mediados de abril hasta la primera semana de mayo.

Sus frutos son vainas lineales dehiscentes (es decir, que se abren para expulsar las semillas) y aplastadas, algo comprimidas y recurvadas, de color pardo, que llegan a medir más de 20 cm de longitud y 2 cm de ancho. Cada fruto contiene en su interior de 10 a 20 semillas redondas y aplastadas, de 1 a 1,5 cm de diámetro y de color marrón claro.

Hasta el mes de mayo de 2010 hemos plantado árboles de las orquídeas en los siguientes lugares:

– El 21-12-90, en la barriada Ntra. Sra. de la Oliva, frente al bloque 29.

– El 03-01-91, en la barriada Ntra. Sra. de la Oliva, detrás del bloque 122.

– El 27-04-05, en el Centro Cívico “El Esqueleto”.

– El 25-09-05, en el Parque Estoril (Cerro del Águila).

– El 23-02-06, en el colegio Ntra. Sra. de la Paz (Polígono Sur).

– El 04-05-10, en el parque José Celestino Mutis, con los niños del colegio Fray Bartolomé de la Casas.

Árbol de las orquídeas.

Flores del árbol de las orquídeas.

Árbol de las orquídeas que plantamos el día 21 de diciembre de 1990, frente al bloque 29 de la barriada Ntra. Sra. de la Oliva.

El día 25 de septiembre de 2005, plantamos un árbol de las orquídeas en el Parque Estoril (Cerro del Águila) con motivo de la LXIV Velá de Ntra. Sra. de los Dolores.

Pinche en la categoría Árboles de Asia para ver más árboles asiáticos plantados por nuestra asociación.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: