Plantación emotiva en La Oliva

007

Anselmo, regando la casia de Buenos Aires.

El 16 de diciembre de 1995, nuestra vecina Carmen Rodríguez, que en el cielo esté, nos pidió que le plantásemos un arbolito en la esquina del jardín que hay frente a su terraza del bloque 16 y, si fuese posible, que floreciese en el mes de septiembre; el único árbol que reunía esas condiciones en nuestro vivero era la casia de Buenos Aires. Le plantamos un ejemplar que, bajo sus cuidados, creció y florecía cada año con la entrada del otoño, pero el año pasado, un día de fuerte viento se tronchó, y por muchos cuidados que le dimos, acabó secándose. Anselmo, el marido de Carmen, y otros vecinos, hemos vuelto a plantar otra casia para que cada septiembre se llene su copa de flores amarillas…

012

Después de la plantación, realizamos un acto de convivencia: brindamos con tinto de Valdepeñas y tapeamos una tortilla campera, salchichón y unos tomatitos de Los Palacios aliñados con ajos, vinagre, aceite de oliva y sal…

003

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: