La maldición se ceba con los Jardines del Prado de San Sebastián

Demolición septiembre 2012

Demolición del edificio de diseño en los Jardines del Prado. Septiembre de 2012.

14_ArboladoGolpeadoSinProteger

Ahora, los Jardines del Prado de San Sebastián sufren toda clase de atropellos.

Los Jardines del Prado de San Sebastián fueron inaugurados en 1997 por la alcaldesa Soledad Becerril, y desde entonces da la sensación de que entre unos y otros lo quieren destruir. Hace unos años los mutilaron para construir un edificio de diseño y la Justicia hizo justicia y ordenó reconstruir lo destruido. Ahora, alegremente se autorizan eventos que deterioran gravemente el arbolado y la infraestructura de estos jardines, sin tener en cuenta la recientemente aprobada Ordenanza de arbolado, parques y jardines públicos en el municipio de Sevilla (publicado en el B.O.P. de Sevilla nº 93 de 24 de abril de 2013).

Nuestra asociación ha elaborado este breve informe sobre la situación actual de los Jardines del Prado de San Sebastián y lo ha enviado al señor Alcalde de Sevilla con el fin de que tome medidas para que cesen las agresiones a dichos jardines. Asimismo, lo ha registrado como propuesta a la Junta Municipal del Distrito Sur.

Albergamos la esperanza de que la sensatez y el sentido común se impongan a la barbarie. Nosotros no nos oponemos a la celebración de dichos eventos, pero consideramos que ni los Jardines del Prado ni la Plaza de España son los lugares más indicados para ello.

Los Jardines del Prado no pueden soportar la presión de estos eventos.

Los Jardines del Prado de San Sebastián no están diseñados para soportar la presión de estos eventos.

Informe sobre la situación actual de los Jardines del Prado

Preámbulo

En cualquier ciudad del mundo civilizado, los espacios verdes definidos en la misma deben ser cuidados como parte de su patrimonio. Las entidades gestoras municipales deben garantizar el mantenimiento de cada parque, de cada jardín y de cada zona verde, la protección de su integridad y la reglamentación de su uso. Cada jardín es único e irrepetible y sus componentes vegetales, servicios e infraestructuras, lo diferencian y caracterizan.

Según Wikipedia, un jardín (del francés jardin) es una porción de terreno donde se cultivan especies vegetales, con posible añadidura de otros elementos como fuentes o esculturas, para el placer de los sentidos. Esta definición coincide con la de la Real Academia de la Lengua.

Por otro lado, el sustantivo parque (del francés parc) designa un terreno que, en el interior de una población, contiene prados, jardines y arbolado para recreo y ornato.

La sensibilidad de los gestores se hace patente en aquellas ciudades donde para cada parque se ha redactado un documento que define los usos que puede soportar, y la carga tanto de visitantes como de elementos extraños o actividades que se pueden desarrollar en su interior.

Ejemplos:

1) Manual de procedimientos para eventos en el Parque 93 de Bogotá, que es un parque muy parecido al Prado de San Sebastián en cuanto a superficie y naturaleza.

2) El Manual del Ayuntamiento de Portland (User´s Guide for Major Parks y Special Events/ Special Use Permit).

3) Special Event Permit Application City of Sacramento.

4) Sin ir más lejos, consulten con Ayuntamientos respetuosos con sus espacios verdes como el de la ciudad de Vitoria.

Los Jardines del Prado de San Sebastián

Las infraestructuras que conforman el Prado de San Sebastián de Sevilla, tales como los caminos y el alcantarillado, están concebidas para usos determinados. En concreto, los caminos y paseos son de albero o de ladrillo, por lo que no soportan el peso de los vehículos de gran tonelaje que transitan por ellos cuando en los Jardines se celebran ferias y otras actividades autorizadas; actualmente, tras varios años de celebraciones, estos caminos se encuentran hundidos, con los ladrillos levantados, produciendo no solo una visión deplorable, sino también incomodidades a los usuarios, que son quienes tienen que disfrutar de este espacio. Por otro lado, el alcantarillado, que está diseñado únicamente para la recogida de aguas pluviales, se utiliza como colector de las aguas negras y residuales de los espectáculos y actividades que se desarrollan en el espacio verde.

No se cumplen las ordenanzas

La Ordenanza de arbolado, parques y jardines públicos del Ayuntamiento de Sevilla se incumple por parte de los promotores de los eventos de modo flagrante y descarado, ya que, sin proteger los troncos, cuelgan los cables de las ramas y copas de los elementos vegetales, zanjan el albero para conducir servicios temporales, etc. Así, el arbolado es dañado impunemente, y no sabemos si el Servicio de Parques y Jardines vigila o sanciona estas acciones inadecuadas.

Por otra parte, la invasión constante de vehículos pertenecientes a los feriantes y empresarios de las actividades convierten el parque en el aparcamiento privado de los feriantes. La Ordenanza de parques y jardines prohíbe la circulación de vehículos privados en las zonas verdes. ¿Dónde está la policía Local?

Además, las pistas de hielo que se instalan en estos momentos, en su proceso de producción de hielo, necesitan la mezcla de glicol con agua. Este producto es fitotóxico y es continuamente vertido en el terreno del Prado de San Sebastián, lo cual el año pasado ocasionó la muerte de cuatro árboles.

Lamentablemente, el Prado de San Sebastián se ha convertido en una extensión de la Calle del Infierno de la Feria de Sevilla.

¿Para qué han servido tantas movilizaciones?

Con lo que nos ha costado a todos evitar la mutilación de los Jardines del Prado de San Sebastián, ahora resulta que, tras la sentencia en la que se insta a que una zona de los Jardines sea recuperada como parte verde integrante de este espacio, dicha zona va a terminar deteriorándose automáticamente en un breve período si el señor Alcalde no pone freno a este dislate.

Gestores responsables

Pensamos que las actividades que se desarrollan actualmente dentro de estos jardines van en contra de las definiciones que figuran al principio de este texto. Cada año se va incrementando la superficie ocupada por diferentes espectáculos como la Feria de las Naciones o la Feria Medieval, cuando la ciudad de Sevilla ya dispone de lugares como el Campo de la Feria o la Calle del Infierno que poseen infraestructuras capaces de soportar y acoger dichas actividades, indudablemente beneficiosas para la economía de la ciudad.

Rogamos que se definan de una vez los usos de cada parque en función de su naturaleza y que se vigile su integridad física y monumental; la ciudad de Sevilla y sus habitantes lo merecen y lo agradecerán. Es necesario que, de manera urgente, los turistas que nos visitan dejen de llevarse una impresión tan negativa como la que ofrecen actualmente los Jardines del Prado.

Algunos de los artículos de la Ordenanza de parques y jardines infringidos por los feriantes y contratistas de la pista de hielo en el Prado de San Sebastián:

  • Artículo 11º, sobre la protección del mobiliario urbano y los elementos decorativos (sistemas de riego rotos).
  • Artículo 12º, que versa sobre la protección estética y ambiental.
  • Artículo 13º b), que prohíbe la circulación de vehículos.
  • Artículo 13º f), que prohíbe el estacionamiento de vehículos dentro del parque.
  • Artículo 17º, que prohíbe el vertido de líquidos nocivos para las plantas.
  • CAPÍTULO IV, artículo 5º a), sobre la protección de los elementos vegetales.
  • CAPITULO VIII, artículo 14º, sobre la protección del arbolado durante las obras.
  • CAPITULO VIII, artículo 18º, que versa sobre el uso indebido del arbolado.
Vehículos pesados por los paseos de albero

Vehículos pesados circulando por los paseos de los Jardines del Prado.

Asli queda el pavimento después del paso de los vehículos pesados

Así queda el pavimento después del paso de los vehículos pesados.

Caja de empalmes eléctricos en el tronco de los árboles

Caja de empalmes eléctricos en el tronco de un árbol.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: