I Feria Nacional de Urbanismo Verde

adolfo-fernandez

Adolfo Fernández Palomares, Director General de Parques y Jardines, presentando la ponencia marco.

En el nuevo Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla (FIBES), hemos asistido a la I Feria Nacional de Urbanismo Verde, invitados por el Director General de Parques y Jardines del Ayuntamiento de Sevilla.

La ponencia marco de Adolfo Fernández Palomares versó sobre el árbol en la ciudad: sus aspectos históricos, las funciones específicas del arbolado urbano y sus afecciones, así como las quejas e incidentes habituales. Asimismo, hizo un resumen histórico de las referencias literarias del árbol a través del tiempo y destacó cómo distintos autores denunciaban las talas cruentas y mutiladoras, a las que calificaban como “de leñadores” y como propias de la “dictadura arbórea”. Finalizó informando de los múltiples beneficios sociales, estéticos, descontaminantes, etc. que aportan los árboles a la ciudad.

Acto seguido, le tocó el turno al profesor José F. Ballester-Olmos y Anguís, que emocionó al público asistente con una excelente disertación sobre los aspectos históricos y la evolución del árbol en la ciudad. El profesor Ballester comenzó por calificar a los árboles como las columnas o pilares de la Tierra y expuso con detalle toda la trascendencia que se esconde detrás del concepto del “Árbol de la Vida”.

Tras estos preliminares, se refirió al árbol como “generador de cultura”, dado que la mayoría de las religiones hacen mención de los árboles con respeto y veneración, y casi todas tienen  algún árbol sagrado (la Biblia hace referencia a 22 tipos de árboles). Destacó la asociación que existe entre el árbol y el pueblo como lugar de reunión (el Árbol de la Asamblea).

Posteriormente, habló de la evolución de los jardines, indicando que en el antiguo Egipto fue donde por primera vez el árbol se consideró con fines que tienen que ver directamente con el confort humano y el ornato, y continuó de forma magistral describiendo cómo eran los jardines de Persia, Grecia y Roma. Siguió a continuación con un análisis exhaustivo de los jardines del Medievo y del Renacimiento, hasta llegar a las últimas novedades de la época actual.

Ha sido un lujo escuchar al profesor Ballester-Olmos hablar de los árboles. Por ello,  fue largamente aplaudido por todos los asistentes.

El profesor José Francisco Ballester-Olmos y Anguís.

El profesor José Francisco Ballester-Olmos y Anguís.

El profesor Ballester-Olmos con su amigo José Elías Bonells.

El profesor Ballester-Olmos con su amigo José Elías Bonells.

Anuncios
A %d blogueros les gusta esto: